San Miguel

San Miguel, 27 años viviendo aquí. Nací en una colonia que destella felicidad por las tardes en domingos comunes, que se hace violenta todas las noches. Nací en una comunidad de emigrantes, obreros, campesinos y militantes. San Miguel, lejos de los espacios de la gran ciudad, acariciada por un gran cerro que la hace besar el cielo y las nubes por la mañana de invierno. Nací aquí en una pampa gris, folclórica y exuberante de comida deliciosa. San Miguel, tus calles me educaron, me golpearon, me lastimaron y me enamoraron. Eres tierra desplazada por la violencia pero valorada por su gente. Tus tardes son como fotografías viradas de sepia. San Miguel, de patios grandes, jacarandas y helechos verdes, con olor de glicinas, flores, marihuana y cerveza. San Miguel que aparece lejana y accesible. San Miguel Teotongo, mi colonia triste suspendida en el tiempo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s