Somos…

Celebramos algo de lo que se carece, apartamos gente, veneramos a desconocidos, observamos momentos y sentimos pánico.
Los hombres especiales bebemos por motivos.
Motivos que se desvanecen entre paredes y humo de cigarrillos.
Tiempos de pulcritud en una multitud que espera, corre, sueña y destruye.
Eso somos, y contradictoriamente somos algo que ni siquiera realmente llegamos a ser.
Somos apariencia; nos ciega la nostalgía; la fuerza nos inspira; el deshonor nos vulnera; la letra nos seduce; la música nos embriaga y la inspiración nos posee.
Y todo lo que somos, es nada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s