Hombre depresivo

El hombre depresivo piensa que nada es imposible para el optimista. El hombre del rendimiento se encuentra en guerra consigo mismo y en medio de todos los que no logran sus propósitos (que son imnumerables) reina la depresión. Es la enfermedad de una sociedad positiva sumamente productiva. Ese individuo poderoso que va al gimnasio es tristemente un ser deprimido, aunque NO LO SABE. Tanto que se explota a sí mismo que no ve su destrucción física. Y un día de tantos lo despiden, revienta, se va. Mas lo mismo nos ocurre a todos en ese gimnasio. Y la imagen de autoexigencia que se mide en marcas, peso por levantar, resistencia, se traslada a todos los espacios vitales. Así tenemos a un sujeto libre que se obliga a sí mismo a rendir. ES LIBRE PERO OBLIGADO. Se obliga a sí mismo y se abandona a una inercia que lo DESPEDAZA POR AÑOS.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s